¿Por qué se celebra el DÍA DE LOS INOCENTES?

Comparte
0
(0)

El Día de los Inocentes, para muchas personas, en especial en Venezuela, es un día para “bromear” y hacer caer por inocente a nuestros amigos, pero… ¿sabes por qué se celebra en realidad?

¿Qué ocurrió después del Nacimiento de Jesús?

La Santa Biblia nos relata que una vez recibida la visita de los sabios de oriente un ángel se le apareció en sueños a José para decirle que huyeran a Egipto pues Herodes desesperado al no saber qué hacer con la llegada de un Niño-Rey “mandó matar a todos los niños de dos años para abajo que vivían en Belén y sus alrededores” (…) Mt 2,13-16

Pues, aunque La Palabra no dice exactamente cuántos fueron, la Enciclopedia Católica OnLine presenta cantidades distintas según diferentes investigadores.

“La Liturgia Griega afirma que Herodes hizo matar a catorce mil varones (…) Los autores modernos reducen considerablemente el número ya que Belén era un pueblo muy pequeño” e indican entre quince (15) o veinte (20)

Independientemente de la cantidad, lo relevante del asunto es que los infantes dieron su vida por Cristo y este acontecimiento vale la pena recordarlo para meditar con él.

¿Soy yo capaz de dar la vida por El Salvador recién nacido?

La Liturgia después de Navidad

Después del 25 de diciembre se recuerdan tres fechas de santos y mártires, quienes nos recuerdan el mensaje que la Liturgia nos quiere transmitir para afianzar la Buena Nueva del nacimiento de Jesús.

Así, recordamos el 26 de diciembre a Esteban (el primer mártir por voluntad, amor y sangre), a Juan el discípulo amado el 27, y las primeras flores de la iglesia, los Santos Inocentes (mártires por sangre solamente) el 28 de diciembre.

La Iglesia Latina instituyó la fiesta de los Santos Inocentes en fecha desconocida; se celebran dentro de la octava de Navidad (ocho días de celebración por el nacimiento del Niño Dios) porque los Santos Inocentes dieron su vida por El Salvador recién nacido; es decir, en Su lugar ya que Herodes I, El Grande, lo buscaba insistentemente.

En cuanto a los colores litúrgicos, la liturgia romana prescribe el rojo para la celebración de los Santos Inocentes. A pesar de recordar una tragedia, se recita el Gloria y Aleluya por encontrarse en la Octava de Navidad (ocho días continuos para prolongar la celebración de la Navidad)

Para reflexionar

  • ¿Quiénes son los inocentes de hoy?  ¿Tal vez los niños, jóvenes, parejas, personas mayores, inmigrantes, enfermos que piden la respuesta de nuestra caridad y que exigen mejor calidad d vida?
  • ¿Vale la pena morir por ese Niño recién nacido en el pesebre?  ¿Vale la pena aguantar sufrimientos por Él, que dejó su comodidad y su gloria en los cielos para hacerse uno como nosotros?
  • “Es necesario un anuncio explícito de la persona de Jesucristo, cuya vida, desde los inicios, está marcada por sufrimiento, la pasión y la muerte, a un mundo que no quiere escuchar el mensaje de la  cruz y rechaza todo padecimiento.” P.W.S
  • Quien decide seguir a Jesús debe saber que no encontrará un camino lleno de rosas, sino de espinas. Es el camino de la cruz. Pero la santidad se consigue estando alegre, confiado y esperanzado, en ese camino.
  • “La persecución por causa de Jesús se convierte en prueba del amor auténtico y la mayor expresión del compromiso de la fe. Evidenciando también, la capacidad que hay de aceptar la cruz sin amargura ni resentimientos y la disposición a perdonar y amar con los sentimientos de Jesús después de los conflictos.” P. Gustavo Albarrán, sj.
  • “Pidan al Señor luz y gracia para comprender sus sufrimientos, así como la fuerza para sufrir bien.” Beato Jose Allamano.

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *