Moniciones y lecturas al Domingo 05 de Diciembre – Segundo (II) DOMINGO ADVIENTO Ciclo C

Jose Toro

Tiempo de lectura estimado: 7 minutos

segundo domingo de adviento

Moniciones y lecturas del Próximo domingo II de Adviento

MONICIÓN ENTRADA

Buenos días, hermanos y amigos. Reciban todos gracia y paz de parte del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. En este camino de Adviento la Iglesia encenderá la segunda vela de la Corona ella simboliza la espera iluminada por el anuncio de los profetas de quien la Virgen engendró con amor maternal  y Juan Bautista proclamó la inminencia de su venida. Dispongamos nuestro corazón con alegría para participar en esta santa Eucaristía

Oración de encendido de la Segunda Vela de la Corona de Adviento


Oración

Señor, estamos reunidos en familia
como tú nos quieres.
Hoy queremos escuchar
atentamente tu Palabra, para
ponerla en práctica, todos los días
de nuestra vida.
Concédenos tu espíritu para que
todas nuestras buenas intenciones
se conviertan en las acciones que
tú esperas de nosotros.
Por Jesucristo Nuestro Señor.
R. Amén
(Se enciende el cirio.)


Todos: Señor, ilumina nuestra
familia con tu luz

Sugerencias de Cantos

MONICIÓN PRIMERA LECTURA (Baruc 5,1-9.) 

Dios mostrará tu esplendor

Con la lectura del profeta Baruc nos llenamos de esperanza, él que vive una época muy difícil invita al pueblo de Israel a despojarse del traje de luto y vestirse de fiesta porque Dios nunca se olvida de su pueblo. El pueblo, junto a Dios regresará victorioso.  Escuchémos

Primera Lectura: Baruc 5, 1-9

Lectura del Profeta Baruc.

Jerusalén, despójate de tu vestido de luto y aflicción y viste las galas perpetuas de la  gloria que Dios te da; envuélvete en el manto de la justicia de Dios y ponte en la cabeza la  diadema de la gloria perpetua, porque Dios mostrará tu esplendor a cuantos viven bajo el  cielo. Dios te dará un nombre para siempre: «Paz en la justicia, Gloria en la piedad».

Ponte en pie, Jerusalén, sube a la altura, mira hacia oriente y contempla a tus hijos,  reunidos de oriente a occidente, a la voz del Espíritu, gozosos, porque Dios se acuerda de  ti. A pie se marcharon, conducidos por el enemigo, pero Dios te los traerá con gloria, como  llevados en carroza real.

Dios ha mandado abajarse a todos los montes elevados, a todas las colinas  encumbradas, ha mandado que se llenen los barrancos hasta allanar el suelo, para que  Israel camine con seguridad, guiado por la gloria de Dios; ha mandado al bosque y a los  árboles fragantes hacer sombra a Israel. Porque Dios guiará a Israel entre fiestas, a la luz  de su gloria, con su justicia y su misericordia.

Palabra de Dios

Salmo Responsorial: Sal 125

R:/ El Señor ha estado grande con nosotros,
y estamos alegres.

Cuando el Señor cambió la suerte de Sión,
nos parecía soñar;
la boca se nos llenaba de risas,
la lengua de cantares.

R:/ El Señor ha estado grande con nosotros,
y estamos alegres.

Hasta los gentiles decían:
“El Señor ha estado grande con ellos”.
El Señor ha estado grande con nosotros,
y estamos alegres. 

R:/ El Señor ha estado grande con nosotros,
y estamos alegres.

Que el Señor cambie nuestra suerte
como los torrentes del Negueb.
Los que sembraban con lágrimas
cosechan entre cantares.

R:/ El Señor ha estado grande con nosotros,
y estamos alegres.

Al ir, iban llorando,
llevando la semilla;
al volver, vuelven cantando,
trayendo sus gavillas.

MONICIÓN SEGUNDA LECTURA (Filipenses 1,4-6. 8-11.) 

Que lleguen  al día de Cristo limpios e irreprochables

San Pablo le escribe a la comunidad de Filipo y continúa recomendando el mantenerse unidos en el amor. Una carta llena de cercanía y tono cariñoso, él como apóstol quiere que la comunidad esté preparada para la venida de Jesús. Escuchemos

Segunda Lectura: Filipenses 1, 4-6. 8-11

Lectura de la carta del Apóstol San Pablo a los Filipenses 

Hermanos: 

Siempre que rezo por ustedes, lo hago con gran alegría.

Porque han sido  colaboradores míos en la obra del Evangelio, desde el primer día hasta hoy. 

Esta es nuestra confianza: que el que ha inaugurado entre ustedes una empresa buena,  la llevará adelante hasta el Día de Cristo Jesús. 

Testigo me es Dios de lo entrañablemente  que los quiero, en Cristo Jesús. 

Y esta es mi oración: que su comunidad de amor siga creciendo más y más en penetración y en sensibilidad para apreciar los valores. 

Así llegarán al Día de Cristo limpios  e irreprochables, cargados de frutos de justicia, por medio de Cristo Jesús, a gloria y  alabanza de Dios.

Palabra de Dios

MONICIÓN AL EVANGELIO (Lucas 3,1-6.) 

Todos verán la salvación de Dios

Juan el Bautista proclama la venida del Mesías y para esta venida el pueblo debe estar suficientemente preparado esta es la invitación del precursor de Jesús: Allanen los caminos, preparen los senderos. Escuchémos

+ Proclamación del santo Evangelio según san Lucas.

En aquel tiempo dijo Jesús a sus discípulos: 

En el año quince del reinado del emperador Tiberio, siendo Poncio Pilato gobernador de  Judea, y Herodes virrey de Galilea, y su hermano Felipe virrey de Iturea y Traconítide, y  Lisanio virrey de Abilene, bajo el sumo sacerdocio de Anás y Caifás, vino la Palabra de Dios  sobre Juan, Hijo de Zacarías, en el desierto. 

Y recorrió toda la comarca del Jordán, predicando un bautismo de conversión para  perdón de los pecados, como está escrito en el libro de los oráculos del profeta Isaías:

«Una  voz grita en el desierto: preparen el camino del Señor, allanen sus senderos; elévense los  valles, desciendan los montes y colinas; que lo torcido se enderece, lo escabroso se iguale.  Y todos verán la salvación de Dios».

Palabra del Señor

(Sugerencia: Prefacio III Adviento)

Oración de los Fieles

ORACIÓN DE LOS FIELES (Peticiones)


Dios dirige a todos la llamada a la conversión, quiere que todos se salven, que todos reciban el fuego del Espíritu Santo para amarle en espíritu y verdad. Oremos para que en este tiempo de adviento dispongamos nuestro corazón al amor del Señor.

Respuesta: ESCUCHA, SEÑOR, NUESTRA ORACIÓN.

  1. Para que la fuerza del Espíritu Santo, que el Padre derramó sobre Jesús y él comunicó a sus apóstoles y por medio de ellos a los obispos, asista al Papa Francisco y a nuestro obispo (N), y les conceda servirle apacentando fielmente a la Iglesia. Oremos
  2. Por nuestro párroco, para que sea voz que clama en el desierto en nuestra comunidad, y sea instrumento que nos ayude a tener un corazón dispuesto para el Señor. Oremos.
  3. El amor es la base de toda convivencia fraterna, para que el amor que Dios derrama en nosotros en su Espíritu, anime a nuestros hogares y espacios públicos. Oremos.
  4. Para que Dios suscite en su Iglesia santos pastores, que con su testimonio sean profetas en nuestras comunidades. Oremos.
  5. Oremos por nuestros hermanos difuntos, para que la luz de Cristo les alcance y los lleve a gozar de la vida eterna. Oremos.

Padre Santo, que todo lo creaste
por amor y más aún las redimiste,
escucha nuestras oraciones. Por
Jesucristo nuestro Señor.
R. Amén

Prefacio III de Adviento

V. Levantemos el corazón.
R. Lo tenemos levantado hacia el Señor.

V. Demos gracias al Señor, nuestro Dios.
R. Es justo y necesario.

Realmente es justo y necesario, es nuestro deber y salvación darte gracias siempre y en todo lugar, Señor, Padre santo, Dios todopoderoso y eterno, por Jesucristo, Señor nuestro.

El fue anunciado por los profetas, la Virgen Madre lo engendró con amor inefable, Juan Bautista proclamó la inminencia de su venida y reveló su presencia entre los hombres.

El nos concede ahora anticipar con alegría el misterio de su nacimiento, para que su llegada nos encuentre perseverantes en la oración y proclamando gozosamente su alabanza.

Por eso, con los ángeles y los arcángeles, los tronos y las dominaciones, y con toda la milicia del ejército celestial, cantamos un himno a tu gloria, diciendo sin cesar:

Santo, Santo, Santo es el Señor Dios del Universo. Llenos están el cielo y la tierra de tu gloria. Hosanna en el cielo. Bendito el que viene en nombre del Señor. Hosanna en el cielo.

Si consideras que esta información es relevante para tí comparte en los grupos de tu parroquia, esto nos ayudará a llegar a muchas más personas. Dios te bendiga

5 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.